martes, 2 de enero de 2007

¡Trágame tierra!

Para el 2007 no voy a hacer ningún propósito nuevo. Igual, nunca los cumplo!!! Me conformaré con lo que venga. Sin embargo, espero decir menos: ¡Trágame tierra! En nuestras vidas ¿Cuántas veces hemos dicho trágame tierra? Y lo peor aún es que la tierra no te traga… NUNCA!!!

• Primero, la clásica... Estar hablando en una fiesta acerca de alguien y aunque te retuercen todos los ojos y te tocan el brazo, en el preciso momento que decis algo sobre esa persona, todo mundo conspira para guardar silencio y vos, al mejor estilo del “chavo”, hablas en tu tono de voz más alto, mientras esa persona pasa a tu lado, en medio de las diferentes expresiones de todos...

• Están también las trágame tierra por descuido… Por ejemplo, cuando le envías a un chico el mensaje de texto que era para una amiga, acerca de su cita de ayer y tras de eso él te lo responde, y ojalá haya sido una mala cita.

• Lamentablemente, también somos culpables de muchos trágame tierra… esas que te pasan por mentir…Decirle a un amig@ que no vas a salir porque estas enferma y encontrártel@ a la medianoche sumergida en un fiestón, pero sin tu amig@

• Las mejores son las inesperadas, porque ninguna de estas situaciones las ves venir… si las vieras venir harías lo imposible para esquivarlas, porque sino la gente llegaría a pensar que te gusta meterte en problemas o que sos un idiota. Despertar después de una borrachera al lado de un mae, salir de su casa y en la entrada de la puerta su madre quien viene de visita y te invita a pasar el día con ellos: Tu, (el burro por delante, por supuesto ¿dónde más vas a estar?), el mae del que estás huyendo y su mamá.

• También están las entradas triunfales de otros que para uno significan trágame tierra: Estar en un bar con un chico y observar, como en cámara lenta, entra por la puerta tu otro galán y darse cuenta que además de frecuentar el mismo lugar, gustarle la misma chica, también se conocen y más tiempo de lo que vos los conocés a ellos. O también cuando jugas de artista y te desgalillas en un karaoke con una de esas canciones de desamor y ves a tu ex entrar por la puerta mientras vos estás subida en la tarima y no vas a volver a pegar ni una sola nota (¿quién dice que antes sí pegabas las notas?)

A través de los años recopilamos una lista enorme de “trágame tierra” y esperamos, fehacientemente, que con los años, la tierra nos trague menos. Al final de cuentas, mis tragadas de tierra, las tuyas y las de los otros, se convierten en historias de una mesa en un bar, el mismo día que una nueva tragada de tierra está a punto de aparecer, esperándote, a la vuelta de la esquina.

9 comentarios:

Amorexia dijo...

Los própositos de año nuevo duran lo que dura la cuesta de enero ¿(hasta las fiestas de Palmares), por tanto es una buena idea tener otro parámetro como los "trágame tierra". Buena idea. Hay otra alternativa en mi blog por si gustas darte una vueltilla.

Amorexia dijo...

Y que nos trague la tierra a todos si esto no se grita!

El video completo de el asesinato de Hussein en http://www.amorexia7.blogspot.com/

Literófilo dijo...

Detesto los tragametierra, ultimamente me estan pasando muy a menudo, por cierto.

Gracias por visitar mi blog, serà reciproco, espero.

busta dijo...

Las "trágame tierra" por cosas que hacen los demás me ocurren a menudo, lo vacilón es que parece que a ellos no.

Jen® dijo...

lau, este tema se desarrollaria tan bien en una proxima reunion de brujas :)

Lau Fu dijo...

Ja, ja. Me hizo mucha gracia este post, yo vivo con un "trágame tierra" perenne. En mi caso, es más como dice la canción de Sabina, "por decir lo que pienso, sin pensar lo que digo, más de un beso me dieron y más de un bofetón".

Máximo dijo...

Mi última Tierra trágame fue un
"Estoy casada!" en nochevieja

el coco dijo...

Si no se los traga la tierra les va a salir el coco en la noche...

Literófilo dijo...

Laura, subí un cuento nuevo al blog, espero tu visita, saludos.